Los NIÑOS y el CALOR: Consejos para cuidarlos frente a las altas temperaturas

SALUD 01 de diciembre de 2021 Por Vientos Tucumanos Noticias
El pediatra Ricardo Irarrázaval nos comenta sobre algunos tips y consejos en cuestiones puntuales del verano, para cuidar y proteger a los más pequeños en la exposición a las altas temperaturas tucumanas.
Ricardo Irarrázaval

El Dr. Ricardo Irarrázaval dialogó con nuestro diario y en el programa radial “Buen Día Concepción” en la 97.1Fm para responder a las consultas más frecuentes de los padres, referidos a cuestiones de verano para los más pequeños: horarios de pileta, rayos solares, mosquitos y golpe de calor.

Las principales consultas y sus respectivos consejos:

1-      Golpe de calor

2-      Uso de repelentes

3-      Uso de protector solar

4-      Cuidado en las piletas

GOLPE DE CALOR

Vamos a corregir algunos conceptos erróneos que están generalizados: si yo le pongo a mi niño protector solar, lo estoy protegiendo contra los rayos UV (ultravioletas) pero no se protege o blinda del calor en sí.

Si al menor lo llevamos a la pileta o salimos en horarios de más calor, con mucha exposición al sol en horas pico, el golpe de calor igual lo puede tener dentro o fuera del agua de la pileta.

El golpe de calor es básicamente un aumento de temperatura o calor, que nuestro cerebro no puede controlar, porque si bien está capacitado para controlar y regular los cambios de temperatura sea frio o calor, pero hasta cierto punto.

Es decir, se puede estar en una pileta o en la sombra o un lugar poco ventilado con mucho calor, lo mismo puedo tener ese exceso de temperatura interior.

Esto se caracteriza por: dolor de cabeza en el niño, mareos, vómito, diarrea, malestar general, decaimiento, entre otros. Cuando se va por ejemplo al rio, pero cuando pasan unas horas comienzan con estas cuestiones que son significativas del golpe de calor.

Se recomienda no circular o salir cuando hay altas temperaturas, no llevar a las 14 por ejemplo al menor a la pileta y también hidratar mucho al niño: ofrecerle agua, o bebidas hidratantes para recuperar como el Gatorade y si es gaseosa (para nada recomendable dicha opción) que sea al menos sin azucares, o sea light.

REPELENTES MOSQUITOS

Debemos evitar que a los niños lo piquen los mosquitos. Desde los 6 meses en adelante, los niños pueden tener puesto el repelente para mosquitos al igual que un protector solar. Debemos aclarar que hay distintos tipos de repelentes, como por ejemplo el clásico OFF, o el aceite de citronella, pero no tan efectivo contra el dengue en particular.

Lo recomendable siempre es el Off, dentro de sus presentaciones, la versión para niños color morado es ideal para la edad allí indicada. El de adultos, tiene un porcentaje muy alto que no sería lo recomendable por lo toxico principalmente.

El repelente se coloca en zonas expuestas solamente, no debajo de la ropa. En la cara se puede también pero siempre con la mano del adulto en el rostro del niño. A la noche para dormir se puede utilizar la tableta contra mosquitos, nunca el espiral para ninguna edad.

PROTECTOR SOLAR

Si o si, los niños deben usar protector solar no solo en la pileta, sino siempre que se tiene contacto al aire libre directamente con los rayos del sol. Cabe resaltar, que también se deben evitar los horarios más fuertes de calor y rayos solares, por lo general de 10 a 17 horas.

Los bebés/niños, tiene que tener por lo menos factor 50 en adelante, en los más pequeños se recomienda factor 80 inclusive. Recordemos que el cuerpo humano es como una alcancía, la piel por ejemplo va sufriendo un daño degenerativo y en un futuro una persona puede tener consecuencias si esto se repite constantemente, y es válido o aplicable para todas las edades.

El protector debe ponerse en todas las zonas de exposición, pero en la cara, nosotros tenemos que ponernos en las manos y colocar lejos de los ojos, es decir, en cachetes, frente y zona del mentón. 

PILETAS

Todos los puntos del verano van de la mano. Comenzamos hablando de las piletas, en primer lugar, protección de los papas o mayores, porque el niño jamás puede ingresar o estar solo en la pileta. Mamá y papá: malla y short, y al agua.

El menor siempre con un adulto y la protección, estilo barandal o barra de 1 metro a 1 metro y medio para cercar el diámetro, o sea alrededor de la pileta porque el niño puede escalar, o caerse al agua.

Flotadores: dentro del agua tenemos que marcar la diferencia entre estos denominados por ahí como “Flota flota”, lo que realmente le puede salvar la vida a un niño, son los chalecos como los que ud observa en barcos y lanchas, porque permite flotar a una persona cabeza arriba, sin ninguna resistencia al agua. Por ejemplo: cuando alguien se desmaya en el agua por golpe o lo que fuere.

En cambio el patito en la cintura, el cocodrilo o los brazaletes inflables para los brazos son eso… Juguetes, como una pelota para jugar.

3d5f3332-554f-4ed3-90b1-92f95427a4b2

Por más consultas al Dr. Irarrázaval (Pediatra)

Instagram y Facebook, para plantear temas a desarrollar en próximas columnas también.

WhatsApp: 3816454327

Dirección: 25 de Mayo 191 Concepción, Tucumán 

Te puede interesar