En apenas 45 días, feria de por medio, dos asaltantes fueron condenados a 5 y 8 años de prisión

JUDICIALES 04 de febrero de 2021 Por Vientos Tucumanos Noticias
Se trata de dos sujetos que el 19 de diciembre asaltaron a un cadete de delibery, intentaron robar una moto y se tirotearon con un policía al que hirieron en una pierna.
photo_2021-02-04_00-26-10
Ministerio Publico Fiscal Tucuman

El 19 de diciembre del año pasado en horas de la noche, en San Cayetano, un joven que trabaja haciendo delibery fue abordado por dos asaltantes, que luego intentaron robar una motocicleta de un domicilio del mismo barrio, circunstancia en la que se tirotearon con un policía al que hirieron en la pierna. Esa misma noche fueron detenidos.

En razón de esos hechos delictivos, el Ministerio Fiscal informó que en la tarde de este miércoles 3 de febrero de 2021, se llevó a cabo una audiencia bajo el sistema remoto por el contexto de pandemia, con la finalidad de celebrar un convenio de juicio abreviado, a partir de un acuerdo al que arribaron las partes respecto a los imputados Daniel Leonardo Almirón y Daniel Ángel Morán, por los delitos de robo agravado por uso de arma de fuego en grado de tentativa, en concurso real con lesiones graves, agravadas por ser cometidas contra un miembro de la policía. Ambos tuvieron que reconocer su participación en esos hechos para llegar al acuerdo que fue avalado por el juez interviniente.

El fiscal Carlos Picón, titular de la Unidad Fiscal de Flagrancia I, destacó la celeridad con la que se lograron las condenas y la importancia del monto de las penas. "En 45 días desde el momento en que ocurrieron los hechos, logramos una condena de cumplimiento efectivo de 5 años y de 8 años para los imputados. Esta última es la pena más alta obtenida hasta el momento en delitos de flagrancia, desde que entró en vigencia el nuevo Código Procesal Penal. Además, se logró que el vehículo usado por los delincuentes sea entregado al Ministerio de Seguridad y se realizó el decomiso de las armas", explicó Picón, quien actuó junto al auxiliar de fiscal Gabriel Veglia.

Los hechos

El 19 de diciembre de 2020, cerca de las 22.30, en la esquina de República del Líbano y Ricardo Rojas, en el barrio San Cayetano, un delibery fue abordado por Almirón y Morán, quienes se desplazaban en una motocicleta. Descendieron del rodado y extrajeron armas de fuego con las que encañonaron al trabajador y le ordenaron que les entregara sus pertenencias. La víctima escapó del lugar, abandonando la moto utilizaba para su actividad.

Minutos después, en circunstancias de que un cabo de la policía de Tucumán se encontraba en su domicilio, ubicado en un pasaje a la altura de Próspero Palazzo 350, sus hijos alertaron que desconocidos estaban robando su motocicleta.

Al salir, el uniformado observó a dos sujetos que empujaban otro rodado. En ese momento llegaron varios sujetos a bordo de un auto, quienes exigieron a estas personas que se detuvieran. Ante esa situación, el policía se identificó.

Entonces, Almirón escapó en dirección a la casa de una vecina, mientras que Morán extrajo un arma de fuego y comenzó a realizar disparos contra el efectivo, hiriéndolo en la pierna derecha.

Tras un intercambio de disparos, el ladrón intentó escapar, pero se detuvo al advertir que el policía continuaba con su persecución. Pero cuando el efectivo bajó su arma, el delincuente volvió a disparar, sin lograr su objetivo. Finalmente, el ladrón fue reducido. Su cómplice fue atrapado mientras intentaba esconderse en el fondo de una casa.

Te puede interesar