Aguará Guazú, en lo más alto del rugby femenino a nivel Nacional

DEPORTES 11 de octubre de 2021 Por Vientos Tucumanos Noticias
El club aguilarense hizo un gran final y ganó por 10 a 0 a CAPRI. Gritaron "campeonas" en el Nacional de Clubes, torneo que convocó a los 16 mejores del país.
aguará guazu

Hay fiesta en Aguilares, hay fiesta en la cancha de Los Miuras en Junín de Buenos Aires porque Aguará Guazú grita por primera vez el !Dale campeón, dale campeón! Y hay fiesta en el seno del grupo de rugby femenino tucumano porque lograron quedarse entre los tres mejores equipos de los 16 mejores que convocó el Nacional de Clubes.

Los equipos tucumanos integraron la Zona 1 (Aguará Guazú) y la Zona 4 (Alberdi RC). Las alberdianas arrancaron mejor porque golearon en el debut 54 a 0 a Salto, luego a Neuquén por 34 a 0 y finalmente, en la jornada del sábado, derrotaron 27 a 7 a Old Resian, campeonas del Litoral. Así clasificaron primeras en su grupo y llegaban a las semis de la Copa de Oro.

A Aguará le tocó bailar con la más fea. Tenía en su grupo a Cha Roga al que le ganaron por 26 a 5, luego vencieron a 24 a 0 a la Universidad de Tierra del Fuego y por último, tuvieron que batallar bastante para derrotar a La Plata, uno de los favoritos del torneo, por 17 a 14. Primeras en su grupo y a semifinales de la Copa de Oro.

El cruce en semifinales enfrentaba a los equipos tucumanos. Aguará y Alberdi debían definir quién pasaba a la final. Fue finalmente para las chicas de Aguará, tras un durísimo partido, de alto nivel y que se inclinó porque las aguilarenses lograron un try que luego defendieron con fiereza.

Esperaban el resultado entre las misioneras de CAPRI y las cordobesas de Universidad Nacional. Ganaron las misioneras 17 a 12. Por su parte, Alberdi venció con autoridad a Universidad de Córdoba por 21 a 15 y se quedó así con el tercer puesto, a pesar de jugar con dos jugadoras menos en los últimos minutos.

Y llegó la final.

Aguará Guazú tuvo un juego bien compacto, con una defensa tremenda y cuando tuvo los espacios, los explotó al máximo para vulnerar dos veces el in goal de CAPRI que intentó, una y otra vez, pero la muralla de Aguilares no le permitió llegar al try. En el segundo tiempo las misioneras buscaron por todos lados pero siempre encontraron el tackle sólido y solidario de más de una tucumana, que desbarataron todo intento de construir un ataque. Incluso el silbato final las sorprendió porque estaban concentradísimas en defensa.

Y entonces dieron rienda suelta a la alegría, al revuelo y al llanto. Porque recién se dieron cuenta que eran las campeonas, que eran las mejores del país y que lo lograron después de muchos inconvenientes, de poder reconstruirse y de mucho esfuerzo. (Rugby Tucumano)

Te puede interesar