Concepción: Por robar a punta de pistola, dos sujetos fueron condenados a 4 años de cárcel

JUDICIALES 22 de agosto de 2022 Por Vientos Tucumanos Noticias
En enero de 2020 habían abordado a la víctima en ruta provincial 329, le apuntaron con un arma de fuego y la amenzaron: "PARÁ O TE METO UN TIRO".
poder judicial de tucumán tribunales concepción
Centro Judicial Concepción / Foto VIENTOS TUCUMANOS

En el marco de un juicio oral y público al que fueron sometidos, Isaías Ismael Slame y Leonel Alejandro Toledo, fueron declarados culpables de un violento asalto a mano armada cometido contra una mujer a la que amenazaron de muerte y le robaron su motocicleta.

El hecho ocurrió en enero de 2020, en la ruta 329, a metros del acceso a la ciudad de Concepción.

La Unidad Fiscal de Delitos contra la Propiedad I, que conduce Ramón Enrique Rojas, llevó a juicio a los delincuentes, ambos de 23 años, imputados por el delito de robo agravado por ser cometido con arma de fuego. Durante el debate, el auxiliar fiscal Gerónimo Cano, expuso la teoría del caso, presentó las evidencias reunidas por la fiscalía y pidió una condena de siete años de cárcel para los acusados.

En su resolución, el tribunal unipersonal consideró que estaba acreditada la acusación y declaró a Slame y a Toledo culpables, imponiéndoles una pena de cuatro años de prisión de cumplimiento efectivo

"Pará o te meto un tiro"

El 30 de enero de 2020, aproximadamente a las 02:30 de la mañana, una mujer circulaba en su motocicleta por ruta provincial 329, en dirección oeste hacia la ciudad de Concepción, cuando en momentos en que la misma tomó la rotonda de acceso a dicha ciudad, fue abordada por los imputados Toledo y Slame, quienes también se movilizaban en moto y se le pusieron a la par. Slame, que iba de acompañante, sacó un arma de fuego, le apuntó a la víctima y la amenazó diciendo: "para, que te meto un tiro", mientras le tiraba patadas. Ante tal situación, la misma detuvo la marcha, el delincuente se bajó y le apuntó con la pistola en el rostro, ante lo cual la mujer, por temor, le hizo entrega de la llave del vehículo. Una vez en poder del mismo, Salme y Toledo, uno en cada rodado, se dieron a la fuga del lugar.

Te puede interesar